4 ruedas y el poder del patinaje en nuestra salud

Hay actividades deportivas con los que muchos tienen facilidad para desarrollo los, algo si como fuese una destreza de nacimiento, con otras, hasta usas todo lo que decidiste ahorrar para la jubilación y no es posible aprenderlas, aunque un crédito en un buen banco nunca viene de mas, asegura Juan Antonio Alcaraz. Pero eso no es un problema pues con tal abanico de opciones de seguro encontrarás un deporte que encaje con tus habilidades.

En esta oportunidad, te hablaremos del patinaje, sus características, origen y beneficios que aporta a nuestro organismo. Así que pasemos a la pista! 

¿En qué consiste el patinaje?

Se trata de un deporte en el que te desliza en una superficie por medio de unos patines, que bien pueden ser empleados en hielo o con ruedas sobre diversos terrenos. Teniendo como base dicho deporte, se han desarrollado otras variedades sobre el mismo como el Hockey, y más lejano el Skate el cual emplea una especie de tabla compuesta por cuatro ruedas, siendo este una variante del patinaje. 

¿De dónde surge el patinaje? 

Su origen se remonta al año 1733, y aunque no se crea, no está relacionado con el patinaje que conocemos en la actualidad. Se trataba de unos zapatos a los que se les adaptó un juego de ruedas de metal, pero Hans Brinker no tenía la mínima idea del futuro que se le avizoraba a su genial creación ya que de él se derivaría el patinaje de velocidad, sobre ruedas, el Hockey sobre patines y en línea, sin mencionar el patinaje artístico. 

La actividad física a cargo del patinaje 

A simple vista sólo parece que consiste en gastar energías andando sobre unas ruedas, pero en realidad se trata de una combinación en la justa medida del cuerpo y la mente, pues se requiere de un equilibrio y coordinación sensomotriz con la que se agudiza el equilibrio, se tiene dimensión de los espacios y se realiza un ejercicio aeróbico importante que resulta bastante importante para nuestra salud. 

Para realizar dicho deporte, se debe contar con unos patines para deslizarse por una superficie, a ritmos constantes que se agudizan si se realizan pruebas cortas, muy parecido a la energía y actividad empleada en la natación. En el patinaje se requiere un conjunto de resistencia, habilidad y fuerza para lograr que los músculos y las articulaciones se accionen cuando se necesita a través de la extensión y flexión de los mismos. 

Algunas ventajas que se deslindan de la práctica del patinaje

Para practicar el patinaje no se requiere de una edad específica y lo mejor es que su beneficios para nuestra salud son innumerables, ellos sin mencionar lo divertido que resulta tanto a grandes como a chicos. 

  • El patinaje permite el fortalecimiento de la musculatura, y con media hora que se realice, equivale a la eliminación de alrededor de 300 calorías, haciendo que tu cuerpo sea más resistente y mejorando el equilibrio. 
  • Son varios los órganos que de benefician a partir de la práctica del patinaje, y entre ellos el corazón y los pulmones pues la actividad que se requiere es similar a trotar pero sin el impacto que este ocasiona en las articulaciones.